viernes, 27 de marzo de 2009

LA ANÉCDOTA DEL CONTROL DE DROGAS


Cuando volvimos de Buenos Aires, decidimos con coco ir hasta casa caminando, porque no había lugar en el auto.

No hicimos ni dos cuadras cuando un auto frena y se bajan 3 personas…dos hombres y una mujer, ”control de drogas y armas”.

Entonces comienzan con una especie de “policía bueno y policía malo” de película entre la mujer y uno de los hombres:”diganme si tienen drogas o armas porque va a ser peor”, decía la mujer…. “flaquito, tené droga, tené droga!!”, decía el hombre.

Luego comienzan a revisar las mochilas, el pobre coco teniendo que explicar qué era todo lo que comía “eso es arroz shogun(o algo así), no es ilegal, eso es avena de noseque, no es droga…La pobre mujer policía tuvo la peor parte, cuando agarra mi bolso y abre el bolsito chiquito, creo que ella hubiera preferido que hubieran 20 granadas y un kilo de cocaína, en vez de eso estaban todos los boxers sucios del viaje (recuerden que en Buenos Aires la humedad te mata).

En ese momento le digo a la mina “disculpame, si queres saco yo las cosas, vuelvo de un viaje y esa es mi ropa sucia”, pero como buena mujer policía metió la mano en ese montón de mugre.

Luego del control seguimos camino a nuestras casas pensando que la mujer policía no se va a olvidar más de mí…

3 comentarios:

bajo.* dijo...

agh
como los odiooo
como los odioooo!!!!!!!

vir dijo...

jajajaja
QUE NO TE PASE

yo!! dijo...

jajaaa, que linda anécdota, me gustó lo de las granadas.

SUCESIÓN - EL CORTO DE MAR DEL PLATA